jueves, 29 de enero de 2015

DANIEL URRESTI, ¿EN CAMPAÑA? SERÀ SU PRETENSIÓN LANZARSE COMO CONGRESISTA DE LA REGIÓN LIMA PROVINCIAS.




Es todo un honor para nuestra provincia cañetana, tener las constantes visitas del ministro del interior, situación que era difícil de contar en épocas anteriores.

Ahora, tratándose de Daniel Urresti, dueño y señor de la cartera del interior, que acabo el 2014 con 48 % de aprobación en su gestión según las encuestas, ¿será positivo?, ¿será estratégico?, ¿será parte de los planes de seguridad ciudadana?, o será el simple populismo político del “Matón de Humala”, como así lo ha denominado Álvaro Vargas Llosa.

En Cañete, una de las provincias limeñas, que se ha caracterizado por la calidad de su gente y el acogimiento que esta les brinda a los visitantes, ciudad que era reconocida por su pasividad, y que desde hace media década viene cambiando alteradamente su imagen, gracias a sus irresponsables autoridades, a sus aislados pero graves crímenes, a su falta de inseguridad frente al crecimiento no controlado de sus ciudadanos, gracias a la prensa sensacionalista y las redes sociales que aún no son reguladas. 

Hoy tuvimos la visita de Daniel Urresti, ¡Y ayer también!, pero es que acaso en alguna de esas visitas en vez de aconsejar a comerciantes ambulantes a que no ocupen espacios públicos, labor que es netamente de un policía municipal, o en vez de armar operativos en zonas de libre tránsito, hacerlo en los puntos calientes ya identificados, el señor ministro se ha dignado acaso en conocer los casos emblemáticos que aún están siendo investigados y que posiblemente se archiven, no con injerencia al trabajo fiscal o judicial, sino con aportaciones de sus unidades de investigación, de qué manera han ayudado e investigado y ¿cuáles son los resultados que hay?.

Acaso, Daniel Urresti, que no es una autoridad política elegida por las mayorías, sino más bien un representante del gobierno de turno, se ha sentado a coordinar y conversar con quien realmente corresponde, acaso es capaz de mantener una conversación alturada y de colaboración a la seguridad ciudadana con el Comité Provincial de Seguridad Ciudadana, porque no viene o es invitado a esa reunión de miércoles, porque no va a la fiscalía y conoce a los fiscales encargados de los casos emblemáticos y pone a su disposición la ayuda de los policías especializados en criminalística, porque no se presenta ante la Corte Superior de Justicia y les solicita a los magistrados una mayor severidad con los denunciados por actos delincuenciales. 

Porque el señor ministro del interior, no deja de realizar esos paseos de político en campaña por las calles limpias y céntricas, y de una vez por todas nos habla de un plan, de estrategias, y de la responsabilidad que tiene como máxima autoridad policial de nuestro país.